sábado, 11 de abril de 2015

Autoriza el Senado que agentes de EU actúen armados en México


9 DE ABRIL DE 2015 PrOCESO 

MEXICO, D.F. (apro).- La Cámara de Senadores aprobó por 78 votos a favor del PRI y el PAN, 20 en contra y dos abstenciones reformas a la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos, con el fin de autorizar que servidores públicos extranjeros puedan portar armas en territorio mexicano en las agencias aduanales y centros migratorios.
De acuerdo con estas modificaciones, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) será la responsable de autorizar la portación temporal de armas a los agentes extranjeros de migración o aduanas, así como a los agentes de seguridad, que acompañen visitas oficiales o equivalentes, siempre que se trate de revólveres o pistolas de funcionamiento semiautomático, cuyo calibre no sea superior a 0.40 o equivalente.
Según la iniciativa, enviada por el Ejecutivo federal, los permisos serán tramitados por las secretarías de Gobernación o de Hacienda ante la Sedena, con 15 días de anticipación, cuando menos. Los permisos serán extraordinarios para agentes aduanales y de migración.
En el debate, el senador del PT y exsecretario de Gobernación, Manuel Bartlett, afirmó que una reforma de este tipo viola los artículos 10, 21, 35, 36 y 89 constitucionales y violenta el artículo 89, fracción X, sobre los principios de política exterior de no intervención y autodeterminación de los pueblos, ya que el “monopolio de la fuerza pública dejará de existir y se compartirá con agentes extranjeros”.
Además, añadió Bartlett, el Congreso no tiene facultades para legislar sobre las armas de fuego que porten agentes extranjeros en territorio nacional.
Para el senador Alejandro Encinas, estas reformas equivalen a legalizar operativos como el de “Rápido y Furioso”, y calificó como “débil” y “falaz” el argumento de que con la intervención de agentes aduanales o migratorios extranjeros en territorio nacional se alentará más turismo, aumentará el comercio y se reactivará la economía.
“Si esa fuera la intención, en todo caso las reformas debieron realizarse a la Ley de Aduanas y de Migración, no a la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos”, puntualizó Encinas.
Dolores Padierna, senadora del PRD, advirtió que las aduanas nacionales no sólo están en los estados fronterizos. Son 49 aduanas, 19 en la frontera norte, dos en la frontera sur, 17 marítimas y 11 interiores, incluyendo el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).
“Se argumenta que esta iniciativa fomentará los ingresos por exportaciones y reducirá los costos de almacenamiento, pero no lo demuestran, no dan ningún cálculo, no dicen dónde estarán los beneficios, demuéstrenlo”, retó Padierna a los senadores que apoyaron la reforma.
La presidenta de la Comisión de Gobernación, Cristina Díaz, del PRI, argumentó que los cambios no implicarán sometimiento de una nación a otra. “Nuestro país cuenta con una de las legislaciones más estrictas en materia de armas de fuego a nivel internacional y los extranjeros deberán cumplir con ella”, aseguró.
A su vez, la otra senadora del PRI que dictaminó a favor, Graciela Ortiz González, presidenta de la Comisión de Estudios Legislativos, insistió en que se trata de agilizar el intercambio comercial e incorpora supuestos no contemplados antes, como las visitas de alto nivel provenientes de Estados extranjeros.
En su turno, el senador Ernesto Cordero, del PAN, defendió las reformas y afirmó que “es más temible un policía armado de Iguala” que un agente migratorio o aduanal de Estados Unidos.
El también senador priista y exgobernador de Chihuahua, Patricio Martínez, afirmó que su grupo apoyaba la reforma porque mejorará las condiciones de vida de los mexicanos y de los empresarios en sus exportaciones e importaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario