domingo, 24 de febrero de 2013

Doscientos Años de los Sentimientos de la Nación


México ha dado al mundo personajes de gran valía, gente que realmente veló por el bienestar de los pueblos de América. Hemos de recordarlos como seres humanos, con las debilidades propias de nuestra condición, pero con cualidades que trascendieron y nos han forjado como país. El primer gran defensor de la condición humana en México era José María Morelos y Pavón, sacerdote natural del actual Estado de Michoacán. El primer Estadista de México, el General por excelencia y más importante aún, la persona que comprendió la IGUALDAD VERDADERA ENTRE LOS SERES HUMANOS. 

     Hombre cuyo pensamiento superó por mucho a los fundadores de los Estados Unidos de América o de la República Francesa. Ser que entendió la verdadera esencia del ser humano, aquél que no limitó el estatus de ser humano a quienes no eran miembros de la raza blanca. Un promotor del Laicismo en el Estado, alguien que promovió la fe (finalmente era sacerdote) rechazando los pagos de los fieles a la Institución Religiosa. 

     Otorgando claridad al pensamiento liberal carente de rapiña, presentando éste nuevo dogma ante el Congreso Constituyente de 1813 EN CHILPANCINGO (actual Estado de Guerrero). El Primer Dogma completamente democrático en la Historia del Continente Americano, y que sin duda incluso superó a George Washington y los Padres Fundadores Norteamericanos. Hablo sin lugar a dudas de los SENTIMIENTOS DE LA NACIÓN. 

     Documento que expone de modo breve. pero contundente los Derechos del Ser Humano, limitando los poderes de la Iglesia y Extranjeros. Documento que supera por mucho a la Declaración de los Derechos del Hombre, Documento que evidentemente ilegitima al tiránico Destino Manifiesto de los Estados Unidos de América. 

    Ésta año se cumplen Doscientos años de éste documento que fue leído el 14 de Septiembre de 1813 por Juan Nepomuceno, Secretario del Congreso 



No hay comentarios:

Publicar un comentario